martes, 4 de junio de 2013

LASQUETTY PINOCHO

Comentario al encuentro digital con Fernández Lasquetty, Consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, 3 de Junio de 2013, El Mundo.

1.       1. Buenos días. Al ver tanta gente sanitaria por la calle, gritando y manifestándose en contra de la externalización de la Sanidad, no ha pensado en algún momento en tirar la toalla. Esta usted tan seguro que es bueno externalizar la Sanidad Pública de Madrid. Desearía me diese tres razones contundentes para ello, que se hace mal ahora y cuando se externalice será mejor. Gracias.

Respuesta: Buenos días. Agradezco a Encuentros El Mundo la oportunidad que me proporciona de explicarme ante los ciudadanos. Y gracias también a todos los que han enviado sus preguntas. Trataré de responder el mayor número posible.

Por desgracia la crisis afecta también a servicios públicos esenciales, como la Sanidad, aunque en la Comunidad de Madrid hemos querido que fuera el área menos afectada. Como consecuencia de la crisis y de un sistema de financiación injusto tenemos menos presupuesto. Al mismo tiempo queremos mantener la calidad. Por eso necesitamos trabajar de otra manera. No en aquello que afecta a los ciudadanos, que van a seguir disfrutando de una Sanidad pública de máximo nivel, pero sí en muchas cosas que afectan a la forma de trabajar de los profesionales. Esa es la razón que explica que ahora se hayan producido unas movilizaciones que no se convocaron cuando externalizamos la gestión de 3 hospitales, hace ya varios años.


Pero también tenemos una crisis económica que ha bajado los ingresos. Y tenemos, por desgracia, unas reglas de funcionamiento basadas en funcionarios vitalicios, que cobran la misma retribución trabajen bien, mal o regular. Eso es lo que hace que nuestro sistema no sea todo lo eficiente que debiera, y eso es lo que queremos cambiar.

Y también con los médicos -junto con los enfermeros y el resto del personal de Sanidad- estamos aplicando este año medidas que están consiguiendo dar una Sanidad de la misma calidad, con menos presupuesto.

Tenemos que distinguir entre titularidad (pública) y gestión (privada). La Administración Pública es buena para garantizar, para supervisar, para asegurar, pero nunca ha sido eficiente prestando directamente servicios.


Comentario: Lasquetty sigue empeñado en su falsedad de que opta por este modelo debido a las estrecheces presupuestarias de la crisis económica. Un bulo repetido mil veces no se convierte en verdad. El modelo de gestión privada de la sanidad lleva implementándose en la Comunidad de Madrid desde 2003, época de bonanza, cuando no había ninguna razón para optar por él. Lasquetty, Esperanza Aguirre y el resto de su equipo neoliberal han demostrado con creces que el modelo de adelgazar el Estado para engordar la provisión de servicios a las empresas es su modelo. Nada que ver con la crisis.

Alberto de Rosa, mandamás de Ribera Salud, una de las empresas que se benefician de la privatización de la gestión sanitaria, reconoce que este modelo lleva 15 años funcionando y que nada tiene que ver su implementación con la crisis económica.

Los conciertos de asistencia privada han aumentado un 41% desde 2004. De destinar 531 millones de euros se ha pasado a destinar 934 millones de euros.

Por otro lado, transmite la idea de que el sobrecoste del sistema es debido a la manera de trabajar de los profesionales, a sus privilegiadas condiciones laborales etc…

No menciona que quizá el poco dinero disponible para financiar la Sanidad puede provenir de que la Comunidad de Madrid es la Comunidad Autónoma que MENOS porcentaje de su PIB (3,5%) dedica a financiar su sistema sanitario.

Y de las que menos gasta por habitante al año: 1089 euros en datos de 2009. Sólo están por debajo Baleares y Valencia (¡qué casualidad!, la otra reina en privatizar la gestión).

Da risa escuchar que se van a bajar las retribuciones o a empeorar las condiciones de trabajo de los profesionales y al mismo tiempo no se va a producir una merma en la calidad de la atención.  Hay que estar bien fuera de la realidad para realizar tal afirmación.

No es muy inteligente tampoco por su parte querer imponer un Plan en contra del criterio de los profesionales del ramo. Tampoco provocar a los profesionales acusándolos de interesados, oportunistas y aprovechados. Eso lo sabe cualquiera aunque no haya estudiado en suculentas escuelas de negocio.

2.  2.  Más de un millón de firmas en contra de la privatización de la gestión sanitaria y usted no escucha. ¿Se considera usted un político que vela por el bien de la ciudadanía o bien sólo por intereses económicos privados?

Respuesta: Mi única motivación es servir al bien de los ciudadanos y al interés general. Como podrá comprender, para mí y para el Gobierno Regional, lo más cómodo sería no emprender ninguna reforma, dejarlo todo como está. Pero eso sería una enorme irresponsabilidad. Sin reformas llevaríamos a la quiebra a la Sanidad pública. Los ciudadanos disfrutan hoy de una asistencia sanitaria de gran calidad, y mi responsabilidad es proponer las medidas necesarias para que siga siendo así en el futuro.

Comentario: El Censo en la Comunidad de Madrid es de 4 millones y medio, 1.700.000 personas votaron al PP.

Firmaron en contra del Plan aproximadamente 1 millón de personas, participaron en la Consulta Popular 1 millón de personas.

La oposición popular a este Plan es astronómica e histórica para lo que estamos acostumbrados en España. Sólo son equiparables en conseguir adeptos en las últimas decádas (proporcionalmente para una CCAA) la oposición a la Guerra de Irak o a la Iniciativa Legislativa Popular para frenar los desahucios.

Con estos datos seguir diciendo que actúas por el interés general cuando la generalidad de los ciudadanos te dice no, pues qué quieres que te diga…

No se da cuenta Lasquetty que lo que amenaza con más intensidad al Sistema Público de Salud es él mismo. 

3.     3.  Además de las empresas privadas que van a beneficiarse de la privatización, ¿sabe usted de alguien más que esté de acuerdo con su plan?

Respuesta: No tengo ni idea de si las empresas están de acuerdo o no lo están, no se lo he preguntado. Lo que sé es que hay muchísimos madrileños que sí están de acuerdo. Hay mucha gente que comprende que no podemos continuar, en plena crisis, con métodos de trabajo que no proporcionan toda la eficiencia que necesitamos. Hay mucha gente que sabe que nuestro deber es aprovechar al máximo el presupuesto que tenemos, en vez de perpetuar algunas cosas que ya no están adaptadas a la situación. Lo noto en muchos comentarios a las noticias que publica este mismo periódico, por ejemplo. Y lo noto también en lo que, en privado, me dicen muchos profesionales de la Sanidad.

Comentario: Mala relación con los de las empresas digamos que tampoco es que haya tenido.
Argumentar el apoyo popular a un Plan que va a suponer una catarsis en algo tan delicado como la Sanidad, en los comentarios de un periódico o en “muchos” (¿quiénes?, yo no conozco a ninguno. Periodistas a sueldo no valen, digo profesionales) como los que salen en esas fotos no es un argumento muy convincente.

4.    4.¿Tiene ya previsto a qué empresa del sector sanitario va a ir, después de ser Consejero de Sanidad, como ha ocurrido con sus predecesores en el cargo?

Respuesta: No tengo ni la más mínima intención de trabajar en empresas del sector sanitario cuando deje mi cargo. No estoy aquí preparándome ningún futuro personal, se lo aseguro. Por otra parte, ninguno de mis antecesores ha incumplido la ley de incompatibilidades. Tampoco los ex ministros socialistas que ahora trabajan en empresas de su sector, incluido el sanitario (que yo sepa).
Comentario: A ver qué va a decir. Si se lo hubieran preguntado a sus antecesores también hubieran contestado lo mismo. Dos de dos, Lamela y Güemes, y los dos beneficiándose de concesiones de la administraciones, por servicios que ellos mismos privatizaron.

5.   5 Señor Fernández-Lasquetty, su partido lleva gobernando en la Comunidad de Madrid desde 1995 ¿Cómo calificaría la gestión que se ha hecho de la Sanidad? ¿Si cree que ha sido buena por qué dicen en su partido que es deficitaria? ¿no será que es culpa de quien la ha gestionado todo este tiempo?

Respuesta: Creo que el Partido Popular ha hecho y sigue haciendo una gran gestión en la Sanidad pública de Madrid. Hay 11 hospitales más, 76 centros de salud, más de 2.000 médicos y otras tantas enfermeras que han incrementado la plantilla para atender a los madrileños. Hemos establecido la Libre Elección de médico y hospital, que han aprovechado ya más de 1 millón de madrileños. En estos años hemos mejorado todos los indicadores de resultados: en cáncer, en enfermedades cardiovasculares, en enfermedades crónicas, etc. Tenemos la mejor Sanidad pública de España gracias a que tenemos muy buenos profesionales, y también a que el Gobierno del PP se ha tomado muy en serio mejorarla.

Comentario: Por esa misma razón decimos: no privatices la gestión de la Sanidad Pública, que funciona muy bien, fíjate con qué indicadores tan destacados contamos. 

Es una batalla tramposa poner a competir dos sistemas; primero ahogando el presupuesto al público y aumentándoselo al privado y luego no contar con indicadores fiables para comparar.

Llama mucho la atención consultar esta página con algunos indicadores que han diseñado para comparar los hospitales, donde casualmente salen muy bien parados los nuevos o antiguos hospitales con gestión privada y muy mal parados los tradicionales hospitales de gestión pública que todo el mundo sabe que dan un muy buen servicio, como por ejemplo el Niño Jesús, La Paz, el Marañón, etc. Sospechoso cuanto menos. Para los Centros de Salud, qué mejor indicador que la satisfacción. 

(En la provisión privada, cuando las situaciones se complican –trasplantes, diálisis, cáncer con metástasis…- muchos pacientes eligen o son forzados a elegir, más o menos sutilmente, el sistema de provisión pública. Es un ejemplo más de cómo la provisión privada “descrema” su clientela (intentan asegurar sólo a los que precisen menos servicios, o los servicios más baratos) y así aumentar los beneficios. Juan Gérvas y Mercedes Pérez. Sano y salvo.)

Por otro lado, Lasquetty ignora los más simples preceptos de Salud Pública. La esperanza de vida es un indicador que viene determinado por muchos factores y en contra de lo que sería fácil pensar, muy poco tiene que ver con el sistema sanitario, como ya demostró Lalonde en los años 70.

Ha roto, probablemente a sabiendas, los principios que regían hasta ahora nuestros sistemas sanitarios muy adecuadamente –equidad y justicia- por otros -libertad y autonomía-. Ignoro el resultado que en otros campos puede tener el elegir los segundos sobre los primeros, pero en Medicina tiene unos resultados desastrosos. 

Dice Lasquetty por un lado que tenemos unos muy buenos profesionales y por otro que no podemos seguir manteniendo en el puesto a los que trabajan mal o regular. ¿En qué quedamos? ¿Trabajan muy bien o mal o regular?

6.   6 ¿Podria aclarar la estrategia en su politica de privatizacion de la sanidad en Madrid?, Podria nombrar los proximos hospitales donde se llevara acabo la proxima privatizacion?

Respuesta: Ya hemos dicho que nuestra propuesta es externalizar la gestión de estos 6 hospitales. No tenemos planes de hacerlo en más hospitales.

Comentario: En el programa electoral en absoluto figuraba esta privatización, no se ponía en ningún sitio que la gestión de los hospitales se fuera a dar a una empresa. Sí que se remarcaba que los hospitales iban a tener habitaciones individuales, un dato muy importante para la salud. Tampoco figuraba que se iba a anunciar la concesión a empresas del 10% de los Centros de Salud… y mira.

7.   7. ¿No le parece que debería tener más en cuenta la opinión de los médicos? Su formación, sus años de experiencia y su prestigio internacional yo creo que les dan suficiente empaque como para que usted les haga caso.

Respuesta: La Consejería de Sanidad constantemente cuenta con la opinión de los médicos. Con ellos definimos todos los planes para mejorar la calidad. Con ellos estamos preparando una Estrategia para atender a los pacientes crónicos. Con los médicos estamos trabajando para ofrecer muy pronto indicadores públicos de resultados de todos los centros sanitarios públicos. Etcétera, etcétera.

Comentario: Lasquetty ha emprendido este camino con la total oposición de los profesionales. Nadie había suscitado hasta entonces tanto rechazo entre los profesionales como él. Las pruebas de que les ha ignorado han sido múltiples y variadas. Varias han sido las reuniones y ha quedado bien claro que lo eran de cara a la galería pero que en ningún caso estaba dispuesto a bajarse de la burra.

Muchos han sido los desprecios. Patético también que Lasquetty se diriga a AFEM como "Sindicato AFEM" para rebajarlos. A dónde hemos llegado. En manos de quién estamos. 

A lo mejor a dar una Sanidad de la misma calidad llama a tener a gran parte de trabajadores que llevan prestando servicios años y años en el mismo puesto renovando cada mes o cada dos meses.

Creo que a dar la misma calidad llama a rebajar brutalmente el presupuestos para suplentes. Así, si un médico se va 7 días de vacaciones, como es imposible que asuma toda su consulta su compañero durante los 5 días laborales, se pone al suplente martes y jueves para que el gallinero no se alborote. Así si va a pedir cita el paciente para el miércoles le dicen, véngase el jueves, y con eso lo solucionan.

Hay mil ejemplos similares.

8.   8. ¿es cierto que las empresas privadas ya no están interesadas en los hospitales que externaliza?

No lo sé. Nosotros hemos abierto un concurso público, bajo la legalidad y la transparencia que señala la Ley. Como es lógico, no sabemos los resultados de ese concurso hasta que no se cierre el plazo de presentación de ofertas, se abran, y se hagan las correspondientes valoraciones de las mismas.

9.   9. ¿Le parece bien que un consejero de sanidad promueva el tabaquismo en el futuro Las Vegas de Alcorcón?

Respuesta: Yo no promuevo el tabaquismo, todo lo contrario. Es evidente que el tabaco perjudica la salud. Lo que he dicho es que España está en una crisis muy profunda, con millones de personas en paro. Y tenemos la oportunidad de que se instale en Madrid una inversión que generará muchos miles de puestos de trabajo. Por eso me parece que sería adecuado adaptar puntualmente la ley para que esa inversión y esos puestos de trabajo no se vayan al traste.

Comentario: Aguirre: "La Comunidad de Madrid cumple la ley como no puede ser de otra manera. Por encima de todo las autoridades públicas estamos para cumplir las leyes. Otra cosa es que yo crea que los poderes públicos no estamos para tratar de imbuirles hábitos a las gentes por muy saludables que sean estos hábitos"

Constitución española: Título I, artículo 43, segundo y tercer puntos: Compete a los poderes públicos organizar y tutelar la salud pública a través de medidas preventivas y de las prestaciones y servicios necesarios. La ley establecerá los derechos y deberes de todos al respecto. Los poderes públicos fomentarán la educación sanitaria, la educación física y el deporte. Asimismo facilitarán la adecuada utilización del ocio.

 11. ¿Por qué despidió a 700 médicos mediante una "jubilación forzosa" y sin previo aviso?

Respuesta: Debo corregirle: no se despidió, hubo previo aviso, y no fueron 700 médicos. Una ley nacional del 2003 indica que la edad de jubilación forzosa del personal sanitario son los 65 años, salvo que se hagan excepciones. Antes que Madrid, 14 de las 17 CC.AA. han aplicado esta medida, la primera y la mas severa Andalucía. A diferencia del resto de las regiones, en Madrid hemos exceptuado a un 30% de los médicos que han querido continuar, y ahí continúan, en sus consultas del hospital o del centro de salud. Hemos exceptuado a 181 médicos, cosa que -repito- no ha hecho ninguna otra Comunidad Autónoma.

Comentario: a mi primo no. A este .

12. Nadie habla de primaria. ¿cual es el futuro?

Respuesta: La Atención Primaria es básica en nuestro modelo sanitario. Los médicos de familia, pediatras, enfermeros, etc. hacen una excelente labor, que mantiene el estado de salud de los madrileños (somos la región española con mayor esperanza de vida). Estamos implantando ya la receta electrónica, para que los médicos puedan dedicar más tiempo a tratar a sus pacientes. Estamos preparando una Estrategia de Crónicos que tendrá en Primaria su centro de gravedad. Y también queremos que unos pocos Centros de Salud (en torno a 4) puedan ser gestionados por los propios profesionales agrupados en sociedades profesionales, como cooperativas o similares.

Comentario: Será básica, pero le lleva bajando el presupuesto desde hace 3 años mientras que a la Atención Especializada se lo va subiendo (mucho más a los hospitales de gestión privada que a los de pública, eso sí).

Madrid cuenta con una de las tasas más bajas de número de médicos por 10.000 habitantes, 7 de media. No es infrecuente ver a médicos que tienen 2000 pacientes de cupo, una verdadera barbaridad que hace que se puedan ver en un turno 50 pacientes. 6 minutos por paciente. Como los animales. 

Si eso es calidad… que venga dios y lo vea.

Lasquetty vuelve a errar, primero por presentar un indicador de salud producto de su gestión al frente de la Consejería (esperanza de vida). La Consejería puede hundir, pero no salvar, ese indicador. Cómo le gusta a la derecha la arrogancia. 

Segundo, por presentar a la Atención Primaria como responsable de ese indicador. Vuelve a demostrar ignorancia en Salud Pública. El aumento de la esperanza de vida probablemente no venga ligado sólo a la Atención Primaria ni tampoco al sistema sanitario. Probablemente tenga más que ver con los “determinantes sociales de la salud”.

Resulta que vuelve a decir que hacemos una excelente labor, pero luego tiene que privatizar la gestión de los servicios para poder ser flexible y castigar al vago. ¿En qué quedamos?

No hay una Comunidad Autónoma que dedique menos dinero a financiar la Atención Primaria que la Comunidad deMadrid.


Veremos si a partir de ahora los profesionales se muestran tan dispuestos a trabajar con la Consejería en los nuevos planes.

Se anunció que la privatización de la gestión iba a ser de 27 Centros de Salud, ahora 4. ¿A qué se debe?

Donde dice “agrupados en sociedades profesionales, como cooperativas o similares"; con similares quiere decir empresas, para el que no se entere.

Ojalá me equivoque, pero puede que no falte tanto para que estos neoliberales, amparándonse en el sacrosanto principio de libertad, omitan de alguna manera la figura del médico de cabecera para que el paciente que quiera pueda consultar directamente al especialista. Eso es lo que en el fondo el paciente quiere, ¿no? Es eso es lo que aumenta su “índice de satisfacción”, ¿no? Todos (85%) los funcionarios que pueden saltarse el médico de cabecera para acceder directamente al especialista lo hacen, ¿no?

13. En cuanto a la respuesta de la pregunta 9, indica que al ciudadano lo le importa como se gestiona su hospital ni si le trata personal funcionario o no ¿puede indicarnos en qué encuesta se apoya este dato o bien se trata de una opinión personal?

Respuesta: Puedo indicarle que el 95% de las personas atendida en Hospital público Rey Juan Carlos, de Móstoles, se sienten satisfechas o muy satisfechas. Puedo indicarle que ese porcentaje es del 93,5 en el Infanta Elena de Valdemoro, y del 92,6 en el de Torrejón. Son datos públicos que puede Vd. consultar en la página web de la Comunidad.

Comentario: me hace mucha gracia lo de "Hospital público Rey Juan Carlos". La insistencia en recalcar la palabra “público” le delata. Para el que no lo sepa es Capio quien gestiona este hospital.

También me gustaría ver indicadores "de verdad": estancia media del ingreso no quirúrgico, porcentaje de ingresos sobre pacientes vistos, número de pacientes que derivan a la Fundación Jiménez Díaz por no contar con los equipamientos o experiencia adecuada para tratarlos, número de pacientes que les corresponde ese hospital por distribución geográfica y optan por seguir en el que estaban, número de pacientes de la categoría anterior que superan los 65 años, edad media de los pacientes vistos en ese hospital comparado con otros, lista de espera en ese respecto al público –las listas de espera no las generan los profesionales sino los gestores-, ratio de internistas de planta por área geográfica...

No sabemos si en ese 95% incluyen los que manifiestamente le expresan a su médico de cabecera que no quieren ir a un hospital gestionado por Capio. O a los que lo manifiestan al Call Center –ese nido de teleoperadores amañados por la Consejería-. O a los que vuelven al médico de cabecera y le dicen: mándeme usted a uno público.

A Lasquetty le gusta jugar mucho con la ignorancia de los ciudadanos. Él sabe perfectamente que un paciente no sabe si le están atendiendo bien o mal. Sabe que el paciente lo que percibe es si está en una habitación individual o un médico muy simpático en la consulta le da la mano y le invita a sentarse o si una señorita muy simpática vestida de verde le acompaña por su transitar por los largos pasillos del hospital o si el hospital tiene un diseño muy bonito que se ve desde todo Móstoles. 
Pero sabe perfectamente que un paciente no es capaz de saber si el mejor tratamiento para su cáncer de próstata es una cirugía o una inyección de hormonas o no hacer nada, ni sabe si lo mejor para su Accidente Isquémico Transitorio es que quede 48 horas en observación en el hospital en vez de mandarle para casa, ni sabe que si hubiera tenido finalmente una cosa que se llama glaucoma agudo el día que su médico le mandó de urgencias al hospital de Capio de Móstoles porque le dolía el ojo, donde fíjate tú por donde no tienen oftalmólogo de guardia y donde le citaron para una consulta días después, pues hubiera podido tener problemas... Hay miles de cosas que los pacientes no son capaces de valorar, porque no saben Medicina, pero los médicos sí. Y como sabemos lo que está pasando y lo que puede pasar, por eso nos oponemos a que privaticen la gestión.

14. ¿Por qué se empeñan en llamar externalización a la privatización? Si tan bien gestionan las empresas como ustedes dicen, ¿qué ganan ocultando que lo que se hace es privatizar?

Respuesta: Es que privatizar sería otra cosa. Aquí nadie va a vender hospitales y traspasarlos al sector privado. Los 6 hospitales públicos que vamos a externalizar son hospitales públicos, que van a seguir siendo públicos, que sólo atenderán a pacientes del sistema público, con la Tarjeta Sanitaria y sin pagar ni un euro (porque está financiado con los impuestos). Estos hospitales públicos van a seguir atendiendo a sus pacientes como todos los demás.

Comentario: si fuera la Administración fuera buena prestando servicios a los ciudadanos no te tendría a ti en tu puesto, donde ganas mucho más que el mejor médico que trabaje para la Consejería de Sanidad.
No ha sido eficiente prestando servicios dice, y llevamos con un muy buen sistema sanitario 40 años gastando de los que menos en la Unión Europea. 

15. ¿Que experiencia tiene usted en sanidad? ¿Ha gestionado antes alguna empresa privada de prestigio? ¿Durante cuanto tiempo y con qué resultados?

Respuesta: Soy Consejero de Sanidad desde hace tres años. He desempeñado responsabilidades en otras funciones antes de llegar a esta. No soy funcionario. Llevo cotizando a la Seguridad Social desde que tenía 21 años, en 1987. He trabajado varios años en el sector privado, pero no en el sector de Sanidad. ¿No cree que si sólo pudiera ser Consejero de Sanidad quien sea funcionario sanitario, o empresario sanitario, podría actuar mediatizado por su propia trayectoria?

Comentario: qué largos se me están haciendo estos tres años. Parece que llevara toda la vida. No hay ningún trabajador sanitario de la Comunidad de Madrid que haya chupado tanto del bote del Estado como él. Y eso que es un gran contrincante del Estado como proveedor de servicios. Liberal para los derechos de los ciudadanos, pero proteccionista de los intereses de las empresas. La diferencia entre los trabajadores sanitarios y él es que nosotros nos hemos tirado toda la vida estudiando y él, salvo, un pequeño periodo en una empresa, ha ocupado continuamente cargos por obra y gracia de la dedocracia. Así que lecciones ninguna.

16. ¿Puede aportar usted datos económicos contrastados sobre el impacto económico real de la externalización de la gestión de los hospitales?

Respuesta: Las condiciones que hemos impuesto en los pliegos obligan a la empresa que gestiones cada hospital a trabajar con un ahorro mínimo de un 20%. Hay garantía de ahorro. Como también hay garantía de buenos profesionales: seguirán trabajando los mismos que trabajan ahora. Y hay unas garantías muy claras de calidad: una serie de indicadores clave serán comprobados mediante auditorías externas, con un representante de la Administración en cada hospital que, entre otras cosas, recibirá directamente las quejas y reclamaciones de los usuarios.

Comentario: Primero decía que se iban ahorrar 500 millones de euros, luego no se sabía bien. Pasado un tiempo decía que 200.
Organizar los Juegos Olímpicos costaría 1600 millones de euros.

Despedida
Acaba la hora de chat que me ha dado El Mundo. Gracias a todos por sus preguntas y su interés. Seguiremos trabajando para garantizar que, a pesar de la crisis, Madrid siga teniendo una Sanidad pública de la máxima calidad. Un saludo a todos

No pierde la ocasión de seguir insistiendo en el bulo que más le interesa. “Tenemos que hacer esto, no nos queda más remedio”. Es mentira, lo hacen por ideología, porque esa es su óptica de ver el mundo. Lo ha sido desde siempre, desde que comenzaron en política.

También es la óptica de mucha de la gente que les vota, pero no de toda. Quiero creer que la mayoría de este país y de la Comunidad de Madrid piensan que la Sanidad debe estar gestionada por representantes del pueblo democráticamente elegidos que miren realmente por el interés común y no por una empresa de capital riesgo radicada en el paraíso fiscal de las Islas Caimán.

También me gustaría pensar que mis compañeros médicos (que lo están pasando mal laboralmente) son capaces de anteponer las líneas éticas (en el caso de tenerlas) al dinero y no trabajar para Capio, aunque no es así en gran parte de los casos. 

Desde que soy médico he tenido que defender la sanidad pública de los políticos que la gestionan y estoy cansado, quiero dedicar mi tiempo a estudiar medicina. Pero no pararé hasta que estos depredadores se retiren de la presa. Ellos solos no se van a retirar ni van a obeceder a ninguna razón, así que hay que retirarles en las urnas y en la calle.

Tenemos dos años aún de arduo trabajo para defender la Sanidad Pública de los propósitos de Lasquetty y compañía. Dos años para pelear la vía judicial y apoyar a AFEM, que son un ejemplo de dignidad y un grupo de profesionales en quien confiar. 

Dice el profesor Gérvas que la paciencia es virtud revolucionaria, y la constancia también.

Lasquetty pasará. Dentro de un breve espacio de tiempo nadie se acordará de él, como nadie se acuerda ya de Lamela y casi ni de Aguirre. Pero dentro de dos, cuatro, diez, veinte, cuarenta años, nosotros seguiremos aquí, al lado de los pacientes.

El paciente es casi el único patrimonio que no nos puede arrebatar Lasquetty, aunque lo intente decididamente.

La razón está de nuestro lado. Juntos podemos.

Sí. Se puede.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Menos mal que todavía quedan médicos como tú.

Roberto Sánchez dijo...

La mayor parte de mis compañeros son como yo. Y más sabios, comprometidos, luchadores y con muchos muchos más años a la espalda de aguante.